Los jóvenes de hoy, nuestro futuro. | Sueños de una mamá despierta

Los jóvenes de hoy, nuestro futuro.

miércoles, 27 de abril de 2016

Hoy, mientras volvía del trabajo en coche, al parar en un semáforo, he visto a dos chicos de unos 16 años que hablaban entre ellos y se reían, y me ha dado por pensar. He empezado a pensar cómo sería su futuro, si serían abogados, médicos, profesores, dependientes... Y me ha quedado clara una cosa, que los jóvenes de hoy son nuestro futuro y el futuro de  nuestro planeta.

Cómo les tratemos ahora será cómo aprendan a tratar a los demás, todo se aprende del ejemplo. Uno de esos chicos puede ser el médico de cabecera que me atienda dentro de 20 años, podría tratarme con prepotencia, con superioridad, o simplemente tratarme con respeto y como a un igual. Podría ser un conductor de autobús que al ver que llego apurada al autobús cierre las puertas sin importarle que yo llegue tarde, o no le importe esperar cinco segundos más a que llegue a la puerta y suba. Podría ser cualquiera que me cruce por la calle dentro de 40 años, y yo, por los achaques de la edad tropiece y me caiga, y no me ayude a levantarme, o podría ser aquel que se preocupase por mí, me ayudara a levantarme y preguntase si estoy bien.

Todo lo que hacemos influye en el futuro de los que nos rodea, es complicado estar siempre con una sonrisa y de buen humor (y mira que yo tengo mal genio), pero hay que intentarlo, cuando te tratan bien aprendes a tratar bien, cuando un desconocido te sonríe aprendes a sonreír a quien no conoces. Cuando te ayudan sin esperar nada a cambio, te enseñan el valor de ayudar a los demás.

Aunque sea de forma egoísta, por el simple hecho de que queremos que los jóvenes de hoy nos traten con respeto y educación mañana, tratémoslos como personas que son, con respeto y con cariño.

Intentemos mejorar esto día a día, intentar sonreír al vecino malhumorado, saludar al cajero del supermercado, ayudar a cruzar la calle a una persona ciega, ayudar con las bolsas de la compra a una persona mayor, que al ir cargado con las bolsas, va haciendo paradas por el camino para descansar los brazos.

Llenemos el mundo de buenas acciones y el mundo nos devolverá felicidad.

Gracias por leerme, una mamá despierta.

2 comentarios:

  1. que bonita reflexion, y que bien planteado el tema.. gracias por la dulzura con la que escribes! es un placer leerte

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti por leerme y comentar, me alegra mucho que te gusten mis entradas. Un besazo!

      Eliminar

 
FREE BLOGGER TEMPLATE BY DESIGNER BLOGS